[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Natividad Álvarez: “Se ha avanzado mucho en violencia de género, pero el objetivo primordial es mantener lo que tenemos y seguir avanzando”

Publicado el 31/01/2019
El tapin Natividad Álvarez: “Se ha avanzado mucho en violencia de género, pero el objetivo primordial es mantener lo que tenemos y seguir avanzando”

La concejala de Bienestar Social, Igualdad, Consumo y Salud, Natividad Álvarez, presidió esta quincena la comisión mixta de Violencia de Género de Noreña y Siero, donde se arrojó el dato de que 87 mujeres cuentan con una protección oficial.

-¿Cuántos años lleva convocándose al comisión mixta de Violencia de Género?

- Se convocó la primera vez en el año 2007, cuando ocupaba mi cargo, Yoya Álvarez. Se realiza junto con Noreña, porque el Centro Asesor de la Mujer da cobertura también a ese concejo. Las reuniones se realizan cada tres meses, la próxima será la primera semana del mes de mayo. Participan en la comisión Policía Local, Guardia Civil, el juzgado, el Centro penitenciario de Asturias, Delegación de Gobierno, la abogada municipal, Servicios Sociales y yo que la presido. Creo que somos de las pocas comisiones en las que participa el Centro Penitenciario y eso nos aporta mucha información de primera mano. En la comisión aparte de hablar de los datos, también abordamos de manera independiente cada caso, se interrelacionan datos y siempre está bien esa puesta en común. Es algo muy integral.

-¿Qué ponen a disposición de las mujeres maltratadas desde el Ayuntamiento?

-Ponemos todos los recursos, después cada mujer es soberana para decidir. Esta es una competencia que no nos es propia, aunque con el pacto contra la violencia las administraciones locales tenemos más maniobra de actuación. Ponemos todos los recursos jurídicos a disposición de las mujeres que sufren maltrato y los recursos sociales, desde la derivación a la psicóloga de protocolo, la derivación a los recursos que no son nuestros de emergencias, la Casa Malva y todo lo que le podemos facilitar. Además si tienen derecho a las ayudas de emergencias también se les puede ayudar con ellas.

-No existe un perfil determinado de mujer maltratada

- Cada caso y sobre todo cada mujer es diferente. La violencia de género no tienen ni edad, ni clase social, ni formación académica, no hay ninguna mujer que sea más proclive a padecerla que otra, unos casos de violencia son más evidentes y otros están más solapados en el ámbito familiar. En cuanto a los datos con respecto a otros concejos, los números son parecidos en todos los concejos.

-Los hijos sufren los malos tratos de sus madres y ellos mismos los padecen

- Para mí es prioritario en este conglomerado que existe entre violencia de género y violencia machista el distinguirlas, porque considero que dentro de las violencias machistas se encuentra la violencia de género, yo quiero siempre dar más prioridad a la violencia de género porque estamos hablando de una violencia que la ejerce la pareja y se da en los domicilios de las propias víctimas día a día, donde existen realmente serios problemas para salir de ella. No es lo mismo que te insulte una persona por la calle, en un momento puntual a que lo haga tu pareja con la que duermas, las salidas a cada una de esas situaciones para la mujer son muy diferentes. Reivindicó la violencia de género sobre la machista, considero que debe tener un tratamiento diferente y especial.

En esa violencia de género entran los hijos, no porque los hijos sean víctimas defendiendo a sus madres, sino porque se ejerce violencia directamente sobre los hijos al maltratar a sus madres. Porque te duele más lo que le hagan a tus hijos que lo que puedan llegar a hacerte a ti y eso supone más violencia. Creo que son víctimas intrínsecas.

Los maltratadores no distinguen entre la edad de los hijos, pero lo que está claro es que cuanto menos edad tengan más indefensos son. Siempre existió esta violencia, la gente se sobresalta cuando un padre mata a un hijo para hacer daño a la madre, pero antes de eso hay todo un maltrato utilizando a los hijos, siempre lo ha habido como la expresión: “Si te separas de mí te quedas sin los niños”, es una expresión muy repetida, estas son las leyendas que cuentan los hombres a las mujeres para agarrarlas, porque la realidad no es esa. Son amenazas utilizando a los hijos, porque saben que duelen.

-¿Existen casos de violencia de género entre la población más joven?

-Si han aparecido casos entre jóvenes, el primer año que yo me encargué de la concejalía ya hubo uno de estos casos sobre la mesa. No es que hayan aparecido antes de ayer, sino que las chicas están realizando denuncias. En gente joven es más fácil encontrarnos con violencia machista que de género, aunque también la hay, porque las relaciones de pareja no son tan estables y suelen darse violencias machistas como las que ocurren en las fiestas, pero también nos encontramos con violencia de género.

Este año se involucraron mucho los institutos en el concurso de relatos contra la violencia de género, del 25 de noviembre, y hemos leído algunos textos que nos encogieron el estómago, de un realismo increíble. Los textos ganadores y el resto los editaremos para publicarlos y que puedan leerlos los vecinos y las personas que lo deseen.

- ¿Piensa que las mujeres están suficientemente informadas de todos los recursos que tienen a su disposición para salir de una situación de este tipo?

-Creo que sí, es cierto que vamos a realizar nuevas campañas desde el Ayuntamiento. Información creo que hay, aunque nunca está de sobra, el problema es que muchas mujeres no son conscientes de que viven una situación de maltrato, es difícil que den el paso muchas veces, porque es difícil aceptar que se es una víctima. Después de aceptarlo hay que iniciar una serie de acciones y a veces piensan que es mejor mirar para otro lado.

Pero pienso que la sensibilización hacía la violencia de género sí que se está consiguiendo, porque el entorno de la víctima es el primero en se da cuenta de que esto está ocurriendo y es el que ayuda y trabaja para solucionar el problema. En 2019 que todavía existan asesinatos de este tipo es algo que no lo podemos permitir, hay que sensibilizar a toda la población. Si tu pareja te dice con quién tienes que andar, con quien puedes hablar o como te tienes que vestir es un claro indicativo que de tienes que salir corriendo. Todavía existen en la sociedad las distorsiones de que los celos son buenos, porque indican que me quiere, cuando no es así.

-¿Qué importancia tiene para el Ayuntamiento de Siero el pacto contra la violencia de género?

-El pacto reúne las medidas para abordar de manera integral la violencia, esas medidas llevan también una serie de partidas destinadas a ello, que se irán empleando en diferentes campañas. A nivel municipal también es importante la aprobación unánime de todos los partidos de la adhesión al pacto autonómico; también está el Plan de Igualdad que recoge medidas contra la violencia de manera transversal, porque cuando se habla del problema salen las cosas a la luz, cuestiones en las que antes no te parabas.

Cuando realizamos el Plan y reunimos a todos los jefes de área para hacerlo de repente tiramos del hilo y comenzaron a salir las cosas que observa cada uno en su área sobre las desigualdades. Un ejemplo fue que en el área de Consumo, dependiendo de lo que se vaya a denunciar acude el hombre o la mujer, en reclamaciones del ámbito doméstico suele ser la denunciante la mujer, pero en otras cuestiones como por ejemplo un vehículo sigue siendo el hombre el que acude.

 El problema es que las mujeres seguimos siendo las cuidadoras de la familia y las que protegemos. Otro ejemplo es que en Servicios Sociales las que vienen a solicitar los vales de comida siguen siendo las mujeres. Aunque es cierto que se ido cambiando por parte de las mujeres la mentalidad, antes se pensabamos más en los de alrededor que en nosotras misma y ahora somos más conscientes de nuestras necesidades, los micromachistas están en todos lados.

Los recursos más a mano para las mujeres somos el Ayuntamiento, las fuerzas de seguridad y el Centro de Salud, desde ahí las derivamos a otros recursos que son de nuestra competencia que las pueden ayudar.

-¿Por qué existe este problema?

- El problema no son los hombres, el problema es que hombres y mujeres nos hemos criado  en una cultura muy patriarcal, muy machista y no es que los hombres sean los malos y nosotras tontas, la cultura y la educación machista nos ha llevado a creer que cada uno tiene que asumir una manera de actuar determinada, como cuando se decía a los niños o los hombres que no podían llorar. Lo que hay que cambiar es la cultura, porque ellos son víctimas de ella también, a fin de cuentas si lo cambiamos ganamos todos.

-¿Es posible la rehabilitación de un maltratador?

- Según el Centro Penitenciario existen casos en los que si se rehabilitan. Lo que quiero dejar claro es que hay que darle el mismo valor por igual a los dos géneros, pero mi propia reflexión es que desde siempre la mujer se han encargado de las labores efímeras, que no perduran en el tiempo como las tareas del hogar, que cada día hay que repetirlas, pero los hombres por ejemplo un carpintero crea un armario que va a durar en el tiempo, por eso considero que no se le da valor o ponderan esos trabajos porque no perduran. Hay que tener mucha resiliencia para estar construyendo siempre lo que se destruye, menos la educación de nuestros hijos que siempre perdura.

El mensaje que quiero dejar claro es que se ha avanzado mucho, sobre todo el poder hablar de ello, porque hace más de 20 años se asesinaba a las mujeres pero no existía el concepto de violencia de género, hay que mantener lo que tenemos como primer objetivo y continuar avanzando.